¿Debo firmar mis fotografías?

El hecho de que no haya un manual para ser fotógrafo, hace que nos preguntemos muchas veces si lo que estamos haciendo está bien o está mal. Gracias a esto, muchas de nuestras decisiones o formas de trabajar, son basadas en las de un colega con mucha más experiencia y que creemos que lo está haciendo bien.

¿Cuántas fotos se deben entregar? ¿Cuánto se debe cobrar? ¿Está bien entregar mis fotos sin edición?, son solo algunas de las preguntas que muchos hemos hecho en algún momento; pero hoy quiero dar mi opinión sobre una que duró en mi cabeza durante años: ¿debo firmar mis fotografías?

La verdad es que yo siempre acostumbraba a firmar TODO lo que hacía. Empecé poniendo un «pequeño» Lizzie, en las esquinas de mis dibujos o diseños gráficos, para que obviamente supieran que lo había hecho yo. En parte me hacía sentir «artista» o que estaba dejando mi autógrafo en mis «obras».

Una vez me convertí en fotógrafa, era obvio que la firma no podía faltar. Es más, fue lo primero que hice y que me tomó horas pulir, hasta conseguir una que me gustara, así que había que mostrarla en grande.

Con la primera sesión que subí, entre las felicitaciones y comentarios que recibí (todavía digo que fue porque vieron mis fotos con ojos de amor), estuvo uno que me recomendaba hacer la firma mucho más pequeña. Sin dudarlo las cambié y desde entonces he seguido cambiando y adaptando, por las experiencias que he vivido en el camino.

En este video que les comparto hoy les doy algunas recomendaciones, pero antes, quiero que tengan estos puntos muy en cuenta:

  1. Cada uno con su librito: aunque hay muchas opiniones sobre este tema, lo importante es que adapten para ustedes, lo que sientan más cómodo en su caso.
  2. Intenta que no luzca publicitario: si decides trabajar firmando tus fotos, intenta que no parezca un anuncio publicitario que distraiga del objetivo final, que es poder mostrar tu trabajo. Cualquier elemento adicional encima de tu foto, sobretodo si es texto, llamará la atención del que la esté viendo.
  3. Tu estilo se convierte en tu firma: son muchos los ejemplos donde con tan sólo ver la foto y sin leer al autor de ella, las personas a las que les gusta la fotografía y que siguen el trabajo de varios, pueden descifrar quién la tomó. Esto pasa porque su estilo de edición, iluminación o de composición, está definido.

Ahora sí, si quieren oír mi punto de vista sobre este tema y cómo lo manejo yo, los invito a que vean este video y me dejen sus comentarios.

Un abrazo,

Liz

 

¡Suscríbete! Recibe tips de fotografía cada semana

8 comentarios

  1. Gracias Liz! Anotado. Me quedé con la duda: vos entregas tu trabajo a tus clientes en digital o impreso? o ambos? o según lo que te hayan pagado/contratado?

  2. Hola Liz, tengo entendido que las redes sociales como Facebook o Instagram tienen «politicas» donde al momento que subes una foto ya les pertenece a ellos ¿qué tan real es esto?
    Justo por este tema de la firma y etc, no he subido fotos al instagram que creé. Tengo muchas dudas con esto y no quisiera que se robaran mis fotos.
    PD: Fue un gran tip el de limitar el tamaño de las fotos.

    1. Hola Sarami. Es verdad que Instagram o Facebook tienen derechos sobre nuestras fotos pero no significa que las vayan a usar para propósitos suyos. Si alguien más usa tus fotos como suyas, puedes denunciarlos a la red social en la que haya aparecido. De igual forma, te exhorto a que publiques tus fotos y te dés a conocer a través de las redes. Si quieres, para que estés más tranquilo, coloca tu firma en una parte de la foto. ¡Espero haber explicado mi punto!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

¡Hola, soy Liz!

Soy una fotógrafa panameña, especializada en sesiones creativas y bodas. Desde el 2009, la fotografía forma parte de mi pensamiento, influye en mi manera de ser y en mis decisiones.

¡Suscríbete!

Recibe mis tips de fotografía directamente en tu correo

Tengo muchos más artículos en mi blog, ¡te invito a echar un vistazo!

Programas que uso como fotógrafa profesional

Si tienes un negocio de fotografía sabrás que hay muchas cosas que hacer además de tomar fotos. La vida del emprendedor involucra muchas tareas que nos consumen tiempo y esfuerzo, por eso hoy te quiero compartir alguno de los programas y plataformas que uso en mi día a día.

Ventajas de hacer fotos de portafolio

¿Sientes que todas tus fotos se parecen, que siempre estás haciendo sesiones en los mismos lugares y dentro de ti sabes que eres capaz de mucho más? Créeme que te entiendo y tengo una solución para ti: haz fotos de portafolio

Marta & Alexis -Zaragoza, España

Que confíen en ti para fotografiar un momento tan especial como una boda, vale muchísimo, pero que te lleven desde el otro lado del mundo para esto, vale un millón.

Cómo sobrevivir a los cambios de Instagram

No es un secreto que Instagram es una plataforma que provoca dolor de cabeza a muchos fotógrafos en esta era digital. Algo que empezó siendo una plataforma divertida para subir fotos, ahora tenemos que verla con otros ojos y adaptarnos a los cambios que se implementan semana tras semana.

QUIERES EMPEZAR A TOMAR FOTOS

¿PERO NO SABES QUÉ CAMARA COMPRAR?

Descarga mi manual gratuito para elegir tu primera cámara. En él te comparto mis recomendaciones técnicas, modelos y características principales.